jueves, 29 de septiembre de 2016

Kitsune Podcast 001: El anime y manga en line y en streaming

Bienvenidos a esta primera edición de Kitsune Podcast, un nuevos espacio para expresarles ideas, opiniones y pensamientos de una manera mas abierta y dinámica. también continuare escribiendo entradas y por supuesto con las ya de por si retrasadas Memorias de Vegeta.

ara este primer podcast, tengo como invitado a mi amigo Sarkas de Sarkas Blog para hablar sobre un tema que hoy en día ha cobrado mas importancia que nunca, me refiero a el anime y manga que esta disponible en Internet de manera gratuita y también legal.

Parte 1
Parte 2

domingo, 19 de junio de 2016

Feliz dia del Padre 2016


jueves, 12 de mayo de 2016

Las Memorias de Vegeta (Entrada 104)

13 de Septiembre 791

No tomo mucho antes de salir del territorio cubierto por la neblina, pero el cambio se sintió de inmediato. Mi percepción se vio severamente alterada, una abrumadora cantidad de información se embotello en cada uno de mis sentidos al punto de hacerme desfallecer por un momento.

-        ¡Vegeta! – alcance a escuchar la voz de Uranai Baba gritando mi nombre, eso fue suficiente para que recuperase la conciencia, pero sin embargo sentía que mi estómago quería salirse de mi cuerpo así que me vi forzado a bajar a tierra.

Mi tórax se contraía mientras daba arcadas. Mi estómago vacío luchaba por devolver un contenido nulo ya que se hallaba completamente vacío; la cabeza me daba vueltas y mi nariz y oídos estaban tapados mi piel estaba sudorosa y podía sentir como mis músculos eran recorridos por un incómodo escalofrió,

-        Discúlpame Vegeta olvide advertirte de esto – dijo la anciana con voz preocupada.
-        ¡¿Qué demonios me está pasando anciana?!
-        Tú ya no estas vivo, pero se te ha concedido un cuerpo nuevamente, ahora que hemos dejado el mundo de los muertos por completo ese cuerpo experimenta el mundo físico por primera vez… no te preocupes pasara dentro de poco, sol respira profundo.
-       
-        Aunque debo decirte que lo estas sobre llevando mejor que Goku, después de haber estado tanto tiempo en el otro mundo el pobre se desmayó completamente después desmayo apenas puso un pie en a tierra.
-        Je, no me compares con ese gusano – dije con esfuerzo mientras recobraba el control de mi respiración, alce la vista para mirar a la anciana y me lleve una sorpresa.

La vieja adivina estaba rodeada de un aura, no como la de un súper saiyajin o como la del ki al estallar, sino como una tenue luz que envolvía su cuerpo.

-        ¿Ya te diste cuenta? – pregunto con una sonrisa – lo que vez es mi alma, de igual manera puedes ver la de cualquier ser vivo… o al menos podrías, pero ese monstruo de Majin Boo extermino prácticamente a todos los humanos.

Me puse en pie sin quitarle la vista de encima y luego mire mis manos, estaban envueltas por la misma aura pero era menos intensa.

-        Es por nuestra edad – respondió sin que hubiese preguntado algo – un alma se vuelve más fuerte cuantos más recuerdos tiene y para alguien como yo que ha vivido cientos de años es natural que mi alma tenga más recuerdos.
-        ¿Acaso puedes leer las mentes?
-        ¡Ja! Muchacho ingenuo, aunque pudiera hacer eso no habría necesidad, tienes una cara muy fácil de leer. Pero basta de charla hay que apresurarnos.

Con un poco de desagrado me trague mis palabras y proseguimos en dirección al enorme ki que sentía, el cual probablemente era de Majin Boo, sin embargo estaba enrarecido, no parecía el mismo. Mientras volábamos le daba vueltas en el fondo de mi cabeza a mis nuevas “habilidades” y haciendo remenbransa de la extraña actitud de Kakarotto durante el torneo de las arte marciales. De pronto todo tenía sentido, su calma total, su aparente conocimiento sobre la salud de esa chica a la que molieron a golpes en el torneo e incluso su “madurez” ahora que estaba en sus zapatos un sentimiento de desapego por esto mundo se comenzaba a hacer presente en mí. Sabía que había vuelto a este mundo con un propósito pero no parecía tan apremiante como lo habría sido antes de mi muerte.

Empuje el impulso de abandonar mi misión al fondo de mi mente, sabía que tales pensamientos comprometerían mi capacidad de pelea. Más pronto de lo que esperaba nos aceros a nuestro destino, pero Uranai baba se detuvo.

domingo, 28 de febrero de 2016

Las Memorias de Vegeta (Entrada 103)

12 de Septiembre 791 12:00pm

Salimos del edificio y me di cuenta de que todo estaba rodeado de nubes doradas, estas parecían muy familiares, estaba seguro de haber visto algo similar en algún lugar. Deje de prestarle atención y mire a mi guía; la anciana flotaba un poco delante de mi sentada sobre su bola de cristal, la verdad me sorprendía que pudiese seguirme el paso, aunque no iba volando a toda mi velocidad si íbamos considerablemente rápido. Pronto llegamos a una estructura muy parecida al templo de Kamisama.

-        Esta es la entrada al mundo de los vivos – dijo Uranai Baba mientras nos aproximábamos – normalmente llegaríamos a través del templo de Kami sama, pero ese monstruo de Majin Boo lo destruyo por completo.
-        ¡¿Qué has dicho?! – pregunte con genuina sorpresa.
-        Vaya veo que ese flojo de Enma no te puso al tanto de nada – contesto con resignación – está bien, te lo mostrare rápidamente.

Uranai Baba bajo de su bola de cristal una vez que llegamos a la puerta al mundo de los vivos, luego recitó un conjuro y en su bola de cristal aparecieron borrosas imagines de lo que había ocurrido. Pude ver que  Majin Boo se regenero a partir de los pequeños pedazos que quedaron de él, y como peleo con Kakarotto y como este le mostró una nueva transformación como “súper saiyajin fase 3” al verlo mi sangre hirvió.

-        ¡Ese miserable! –espete mientras tomaba el orbe entre mis manos – se suponía que habíamos peleado con todo nuestro poder, que había sido la batalla perfecta, ¡ese desgraciado se atrevió a mentirme con sus golpes!

Podía sentir como sangre inundaba mi rostro, estaba no solo molesto, estaba sinceramente ofendido, un golpe es una expresión de verdad absoluta, eso es le los saiyajin valoran más.

-        Ya no quiero seguir viendo esto –dije resignadamente  - tan solo llévame de vuelta a la tierra.
-        … como el templo ya no existe tendremos que usar otro camino.

Atravesamos la puesta de aquella estructura y esta nos condujo a un pasadizo completamente distinto, era una sendera rocosa plagada de precipicios y envuelta en una densa niebla.

-        Escúchame bien Vegeta, por este camino no podemos volar, debes mantenerte cerca del suelo.
-        ¿Porque demonios no?
-        Esta es la brecha que separa al otro mundo de la tierra, no se supone que ni los vivos ni los muertos pasen por aquí normalmente las almas pasan por el templo de Kamisama de forma segura.
-        ¡Bah! Entonces apresurémonos.

A pesar de mi insistencia la anciana dijo que de nada serviría correr puesto que este es un plano metafísico, diciendo esto saco de entre los pliegues de su túnica negra una vela y la encendió haciendo arder una pequeña llama verde en su mano. No tengo ni la menor idea de por cuanto tiempo caminamos pero se sentía como si hubiera dado millones de pasos desde que atravesamos la puerta.

domingo, 7 de febrero de 2016

Las Memorias de Vegeta (Entrada 102)

12 de Septiembre 791

Instintivamente me di la vuelta y me percate que estaba de pie sobre mis propios pies, pero aun asi no logre ver aquella voz incorpórea.

-        ¡¿Pero que estas haciendo aquí?! – inquirió la familiar voz de tono chillón.
-        … - mire hacia mis pies guiados por el sonido y vi con repugnancia a mi interlocutor, era Babidi.

Su mirada era de espanto, sus pequeñas extremidades temblaban, y su enorme cabeza de rata calva estaba coronada por una aureola como la de Kakarotto.

-        ¿Tu? – pregunte con incredulidad. Mis pensamientos volaron mientras trataba de entender lo que ocurría antes de tener una respuesta de aquel adefesio - … morí… - concluí de pronto finalmente.

Todo había ocurrido tan de repente que no me había entrado del todo en la cabeza; mire mis manos, mis piernas y sentí mi cuerpo, tenia puesta la misma ropa con la que morí pero no presentaba daño alguno causado por la pelea. Mire a mi alrededor y me di cuenta que estaba en una pequeña sala de blancas paredes; había dos puertas opuestas una de color dorado y una de color  rojo.

-        ¡Contéstame granuja! ¡no te quedes nada mas parado como idiota! – reclamo Babidi agitando los puños.
-        … - le mire nuevamente con gesto severo.
-        ¡Agh! – este se encogió cubriéndose su protuberante cabeza.
-        Parece ser que finalmente me enviaron al infierno… igual que  a ti.
-        ¡No digas tonterías! ¡yo soy el gran mago Babidi!
-        ¡Cierra la boca insecto!

Al instante volvió a emitir un quejido de espanto retrocediendo aun mas. Seguí mirando mis alrededores, no había ni un solo mueble, las lozas rojas del piso contrastaban con el blanco de las paredes y entonces me percate de que el techo sobre nuestras cabezas estaba muy elevado, formado con materiales dorados y ornamentos orientales del mismo color.  De pronto la puerta dorada se abrió con un crujido y un hombre de piel azulada vestido como un oficinista entro por ella.

-        Muy bien, señor… Vegeta – llamo mi nombre de manera amable tras ver en una lista que llevaba en un porta papeles –acompáñeme, el gran Enma Daiou sama lo esta esperandogro.
-        ¿Que? ¿Qué dijiste? – pregunte con autentica sorpresa.

Recordé que en cierta ocasión Piccoro me contó que el regente del otro mundo y encargado de mandar a las almas a su destino final era Enma Daiou sama; imagine que finalmente iba a ser juzgado por mis acciones. El individuo de piel azul medio paso indicando el camino con una mano.

lunes, 18 de enero de 2016

El Baul de Mis Recuerdos: Social Wars La Geekez despierta

Ayer paseaba con mi novia por los pasillos de Walmart buscando un filtro para mi aspiradora y de repente pasamos por el pasillo de libros y revistas, mientras veíamos los distintos tomos  recopilatorios de DC comics y Marvel algo llamo mi atención, a espaldas mías había una sección de posters, algunos de ellos estaban en exhibición en marcos movibles, el primero que vi sin sorpresa alguna fue de Avengers 2 seguido de algunos de la nueva película de Starwars, un poster de foot ball, otro de un auto, un mapa… Batman, Superman, más posters no de películas sino de comics directamente, algunos con arte “estilo manga” y luego me encuentro con esta joyita:


Lo raro no era encontrarme posters en Wallmart, ya los había visto antes, pero nunca tanta cantidad de cultura geek puesta a la venta tan abiertamente en un supermercado mucho menos algo relacionado con el anime. Esto me hizo pensar algo que a lo mejor a muchos se les ha pasado ya por la cabeza, a mí en lo personal me ha ocurrido mucho en los últimos años.

 La cultura Geek, Otaku, Friky, Nerd o como quieran llamarle a pasado de ser una sub cultura marginada y mal vista a ser no solo aceptable, sino también una aspiración para los demás. Hoy en día que ten gusten los súper héroes, los videojuegos, “las caricaturas chinas” es ser “cool” es estar “in”; solo miren la cantidad de mercancía destinada al público fan de alguna serie de películas, de algún videojuego o algún anime. Restaurantes, bares y cafés temáticos están en su apogeo ya no solo en las ciudades grandes como el DF o Monterrey en Mexico, la cultura friki ahora esta incluso en la moda, cuando anteriormente traer puesta una playera de Goku era pedir que el resto de la sociedad de tratara como un paria.

Pero “¿a qué se debe esto?” se estarán preguntando. Pues a varios factores de hecho, para empezar el éxito de las películas de súper héroes hizo que más gente fuera del mundo de los comics se interesara por este tipo de historias.

Segundo, series como The Big Bang theory le mostraron al mundo ajeno a la cultura geek el lado humano y divertido de los nerds.

Tercero, los otakus, geeks y de más fans de la vieja guardia son ahora adultos con gran poder adquisitivo, lo cual ha hecho que las empresas se den cuenta de la gran demanda de productos que tiene esta sub cultura haciéndola un importante nicho de mercado.
Cuarto, algunos de estos fans ya crecidos crearon negocios, productos y empresas que ahora son muy productivos, lo cual a su vez hace que más gente quera subirse en el mismo barco para compartir su éxito.

Cinco, la difusión en redes sociales ha sido un gran impulso para darnos a conocer y relacionarnos aún más, si a esto le sumamos que muchos cosplayers, gamers, reviewers y demás personalidades formadas en internet se ganan la vida a través de estas es fácil entender porque ahora ser geek es lo que está en onda.

Y por último, y algo que me llena de mucha alegría y esperanza, es que esos mismos geeks adultos ahora también son padres y a diferencia de ellos que crecieron bajo padres chapados a la antigua, sus hijos crecerán en un ambiente más abierto en su mentalidad, tolerante y que los alentara no solo en sus gustos y pasatiempos, sino también en perseguir sus sueños.
Si, esa es una familia haciendo cosplay de Steven universe... ¡y la abuela es Garnet!



domingo, 17 de enero de 2016

Las Memorias de Vegeta (Entrada 101)


11 de Septiembre 791

Mis recuerdos de lo que paso después son vagos, recuerdo haber estado flotando por un tiempo indefinido en la oscuridad, no era una ausencia de luz, sino de mi mismo, no veía, escuchaba, olia, saboreaba o sentía nada en absoluto; sin embargo era consiente de mi existencia y entonces recordé que ya había estado aquí anteriormente. Luego de que Freezer me matara en Namekusei me había encontrado en este sobrecogedor vació, sin embargo en aquella ocasión mi mente, no mi misma alma estaba tan llena de rabia y frustración que no me percate de la inmensa paz que inundaba mi conciencia ahora.

En aquella ocasión cuando morí en aquel lejano planeta mi anhelo de acabar con Freezer y mis moribundas esperanzas puestas en Kakarotto seguían ardiendo en mi después de muerto, tonto así que por un momento sentí como si estuviera cerca de mi rival nuevamente. Invadido de una ira tan grande que sentía que no estaba solo, imagine que mi padre y el padre de Kakarotto habían sentido la misma angustia mientras morían a manos de ese miserable -“ese maldito me mato muy fácilmente” – eran las palabras que resonaban en los vestigios de mi consciencia.

Cuando fui revivido por las esferas del dragón de la tierra me desperté en medio de la tierra, no podía respirar así que con descesperacion estire un brazo tratando de sacarme a mi mismo de ahí, al des enterrarme me di cuenta de que aun seguía en Namekusei, el cual ahora era un infierno de cielos oscuros, terremostos, tormentas eléctricas y torrentes de lava brotando de sus entrañas. No daba crédito a lo que ocurría, podía usar mi ki y sentía dolor, definitivamente estaba con vida. Pero en medio del caos los gigantescos ki de Freezer y Kakarotto eran aun más abrumadores que toda la destrucción que envolvía al planeta, pude sentirlos no muy lejos de mí asi que los busque con la mirada. Al verlos también me di cuenta de que el dragón de Namekusei también estaba ahí. Vole en dirección a donde se encontraban mi rival y mi asesino, no iba a desaprovechar esta segunda oportunidad.

-        ¡Freezer! – le grite cuando les alcance, la cara de ese miserable se descompuso aun mas de lo que ya estaba al verme. Sus músculos estaban abultados y su piel blanca llena de raspones sangre y tierra, sin duda provocados por Kakarotto.
-        ¡Vegeta! – Dijo el sujeto a su lado con grata sorpresa, de no ser por su ki no lo hubiera reconocido. Kakarotto también estaba lleno de heridas y cada musculo de su cuerpo parecía apunto de estallar, su piel se veía mas blanca como si luz emanara desde dentro de el, pero lo mas impactante era su cabello y sus ojos, su mata de cabello negro refulgía de un dorado incandescente, erizado como el mio y sus ojos se habían tornado de un verde brillante e intenso.
-        Kakarotto… finalmente lo lograste, te haz convertido en todo un super saiyajin – mi voz no dejo que mi emoción se ocultara, a pesar de ser mi rival quien lo había hecho, finalmente podía ver a un super saiyajin con mis propios ojos.
-        ¡Tu también! – dijo Freezer anonadado – pero.. ¿porque? ¡¿estas vivo?!

Como respuesta estire mi mano dominante y acumule mi energía para atacarle, sin embargo antes de poder hacerlo mi vista se vio obstruida por un repentino destello, cuando recupere la vista Kakarotto, Freezer y Namekusei habían desaparecido, y en su lugar estaba un bosque frondoso bajo cielos azules; así es como llegue por segunda vez a la tierra.

Estaba tan claro en mi mente, todos lo recuerdos de mi vida estaban presentes y a mi alcance, cuando morí la primera vez no fue así, solo había oscuridad, miedo y angustia. Ahora la misma oscuridad se sentía cálida y acogedora; las voces de aquellos que deje atrás al dar mi vida se volvían un eco que poco a poco se desvanecía, a pesar de no tener una sensación corpórea me sentía muy a gusto, como si no faltase nada.

-        “así que esto se siente morir por los demás” – pensé.